Actualidad, Ahorro »

El Rincón del Inversor: Hipotecas, cuestiones a tener en cuenta

David Pazos Carballal

Esta semana cambiaremos de lado, y nos pondremos del lado de aquellos que necesitan captar dinero para acometer sus proyectos de inversión. Dependiendo del tipo de proyecto y si somos una persona o una empresa hay diferentes modalidades de financiación.

Una de las más conocidas es la hipoteca, la hipoteca se trata de un préstamo el cual aparte de nuestra garantía personal, como en todo tipo de préstamos, aportaremos como garantía un bien físico como un terreno, una nave o una vivienda. Lo lógico pese a los excesos que se cometieron en el pasado es que el importe del préstamo no supere el 80% del valor del bien o conjunto de bienes que aportamos como garantía. Cabe recordar que pese a tener una garantía física, también tiene garantía personal, por lo que según la ley hipotecaria en España, responderemos con todos nuestros bienes, tanto presentes como futuros.

Debido a los bajos tipos de interés que se están dando en la actualidad, en el que podemos encontrarnos al Euribor por debajo de 0,60%, los diferenciales aplicados a las hipotecas de tipo variable han subido considerablemente, si lo comparamos con diferenciales aplicables pocos años atrás. Podemos encontrar diferenciales al 1,60% sobre el Euribor, en los mejores casos, pudiendo llegar a un diferencial que supera el 3% en la gran mayoría de las ofertas hipotecarias. Este alto diferencial hace que dada la larga vida de la hipoteca, se convierta en un producto ligeramente peligroso, pues la cuota baja que podremos pagar hoy, dado el bajo nivel del Euribor, puede que en un escenario con un Euribor al 5% no podamos asumirla. Para un préstamo de 100.000 € a devolver en 35 años, y con un tipo de interés de Euribor + 3% (3,60%) la cuota actualmente sería de 419,11 €; por el contrario en un escenario en el que el el tipo de referencia se sitúa en el 4% ( 4% + 3% = 7%), la cuota pasaría a ser de 638,86 €. Por ello debemos plantearnos si podremos asumir la cuota en escenarios de tipos altos.

La tendencia que se observa en los últimos meses es la fijación de tipos fijos los primeros años que rondan el 5%, o incluso el establecimiento de suelos, que nos impiden disfrutar de contextos de tipos bajos. Esto se produce por el deterioro de los márgenes que la banca está obteniendo en estos productos de financiación.

Por su parte CaixaBank, desde el verano está apostando por hipotecas con tipo fijo, en el que el tipo de interés ronda entre el 4% y el 7%. Esto hace que la entidad se asegure un margen fijo, y para el cliente la tranquilidad de tener siempre la misma cuota. Por el contrario generalmente el tipo será muy superior al que obtendríamos en este momento con una hipoteca de tipo variable, dado el contexto de tipos de interés bajos en el que nos encontramos.

Mis principales consejos son los siguientes:

¿Te siguen quedando ganas de hipotecarte?

FELIZ NAVIDAD!!!!