Fiscalidad »

Cuestiones fiscales con PayPal que debemos tener en cuenta

Gonzalo Royo

Primeramente aclarar que las operaciones habituales que hacemos en nuestra cuenta de PayPal están vigiladas por las autoridades competentes, ya que PayPal está obligada a la comunicación de datos para prevenir el blanqueo de capitales, entre otros delitos, según la ley 36/2006.

PayPal es considerada una entidad dedicada al tráfico bancario electrónico con sede en Luxemburgo y de esta manera se acoge a las leyes sobre cuentas situadas en el extranjero.

PayPal suele bloquear temporalmente las cuentas al llegar a la cifra de 2.500 € anuales recibidos para cumplir con la ley europea para prevenir el blanqueo de capitales, de forma que el cliente deberá enviar sus datos personales para que PayPal compruebe la identidad y dirección de dicha persona para poder continuar utilizando su cuenta.

Recientemente, se ha aprobado el Reglamento de Desarrollo de la Ley que establece nuevos límites a la obligación de declarar cuentas en el extranjero. De esta forma, desde el 24 de noviembre de 2012, se limitan las cuentas por las que hay que declarar a las que superan la cifra de 50.000 €. Para declarar el cobro o pago de operaciones relacionadas con nuestro propio negocio debemos tener justificante como factura.

En cuanto al momento que han de declararse estos movimientos, se aplica el criterio del devengo, que significa que debe ser declarado en el momento que se presta el bien o servicio o cuando se pone a disposición del cliente dicho bien o servicio. Tenemos un mes de plazo para emitir factura de esa operación.

Como ejemplo claro de lo que no se debe hacer, una de las operaciones ilegales más frecuentes es importar mercancías de países asiáticos y no declarar su valor comercial, esto es un fraude fiscal grave con importantes sanciones económicas.