Fiscalidad »

¿Por qué sale a pagar la declaración de la Renta?

Cristina Torres

La pregunta de hoy parece ser una de las más buscadas por los usuarios en internet. No es paras menos. Estamos en plena época de la Declaración de la Renta 2013, y aunque la mayoría sale a devolver, a quién le toque pagar de seguro que le duele bastante el bolsillo por la época de crisis en la que estamos actualmente viviendo. Así que, si bien no hay fórmula mágica, y hay que revisar uno por uno cada caso, sí que podemos decir que hay una razón genérica para que la declaración te salga a pagar.

En realidad, al menos en lo que se refiere a ingresos por trabajo o por actividad empresarial que la declaración salga a pagar o a devolver va a depender en gran medida de lo que cobremos y de lo que vayamos reteniendo mensualmente. Si trabajamos por cuenta ajena y la empresa nos hace una retención muy baja, al final, nos tocará pagar lo que no hemos pagado mensualmente a final del mes.

En caso de que trabajemos por cuenta propia, si la retención que se aplica es profesional, del 21% de los ingresos, es bastante poco frecuente que te salga a pagar, ya que es una de las retenciones más altas en el caso de rentas bajas-medias. Si el trabajo se hace por cuenta propia pero como actividad empresarial, entonces habrá que hacer un pago a cuenta trimestral del 20% de los beneficios. Precisamente porque el adelanto ya supone un buen pedazo de la tarta, a no ser que ingreses mucho dinero y tengas muy pocos gastos, es bastante poco probable que la Declaración de la Renta te salga a pagar en este caso.

¿Entonces, por qué se paga la Declaración de la Renta? Pues si calculas el porcentaje que te tocaría pagar de los ingresos anuales según las tablas actuales de Hacienda, y lo aplicas luego de hacer las deducciones y bonificaciones que puedan proceder, y el resultado que obtienes es inferior a lo que ya has abonado como retención o pago a cuenta IRPF, hay que pagarle a la Agencia Tributaria.

Imagen: juanpol