Ahorro »

Consejos para conseguir una saneada economía doméstica

Cristina Sánchez

Aproximadamente desde hace cinco o seis años, la economía está sufriendo importantes desajustes, provocándose una recesión económica que afecta a todos los sectores a nivel nacional, y la misma produce a su vez una crisis de carácter multifactorial que implica altibajos en el ámbito social y político en nuestro país.

Todo ello se refleja en las economías domésticas, las mismas son uno de los tres principales agentes económicos que actúan, junto con el sector público y las empresas privadas. Las familias han visto truncados múltiples aspectos de sus economías y se han visto obligadas a reducir gastos y a dejar de ahorrar, puesto que se ven en la necesidad de darle uso a ese resguardo del que gozaban con anterioridad. La sociedad ha sido la primera en ver las consecuencias de la crisis, mediante la subida de impuestos, el paro, las bajadas salariales… etc.

Hoy traemos ciertas claves para poder ahorrar y a la par no necesariamente escatimar. Es imprescindible que las economías domésticas nos demos cuenta de que somos algo similar a una pequeña empresa y es fundamental llevar un orden en nuestra economía para evitar despilfarros.

Uno de los consejos principales es la creación de un presupuesto que nos ayudará a poner sobre la mesa cada aspecto a gastar, ahorrar e ingresar y de esta manera podremos sanear nuestra economía.

Para comenzar a crear nuestro propio presupuesto debemos:

Control del presupuesto

Una vez tenemos estas dos evaluaciones podemos realizar un sencillo cálculo con el que obtengamos el resultado para conocer la realidad de la salud de nuestra economía, puesto que si los gastos superan los ingresos hay muchas cosas que cambiar para “darle la vuelta a la tortilla”.

Sanear la economía del hogar

Busca la forma de ahorrar en todo

No olvidemos que hay multitud de opciones para sanear la economía familiar sin que sea necesario ser austeros y a la par derrochadores.

Imagen:Marcia Boiko