El Rinción del Inversor: Warrants, resultado de nuestras operaciones

El Rinción del Inversor: Warrants, resultado de nuestras operaciones

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Hace tres semanas dejamos tres operaciones que habíamos realizado con warrants, estoy seguro de que muchos de vosotros estáis esperando con ansia la resolución de las mismas. En el artículo de hoy veremos la liquidación de los instrumentos que he hemos utilizado y también aplicaremos algún supuesto adicional para ver los posibles distintos resultados.

WarrantsTras ver el funcionamiento de los warrants, hace tres semanas hemos decidido realizar unos supuestos prácticos en dos tipos de operaciones distintas, la primera se trata de una operación de cobertura y la segunda de especulación. Vamos a ver el resultado de las mismas.

Operación de cobertura

Nuestro objetivo con la compra de los warrants era cubrir una cartera de acciones del banco Santander, para ello compramos warrants de tipo PUT, los cuales nos dan un derecho a vender el activo a un precio determinado, en este caso era de 5 euros, y el vencimiento del warrant era el pasado 19 de julio. Para cubrirnos compramos 2.000 warrants (cada dos warrants equivale a una acción del Santander), lo que nos costó 260 euros (más los costes de transacción).

¿Cómo ha liquidado este warrant? La liquidación del mismo será la diferencia entre el precio de ejercicio y el precio del activo en el momento del vencimiento. Santander cerró la sesión el pasado 19 de julio en 4,998 euros, siendo el precio de ejercicio del warrant adquirido de 5 euros, la liquidación sería de (5 – 4,998) x 1000 = 4 euros. La pérdida en la cartera fue de (4,998 -5,050) x 1000 = 52 euros. En este caso la diferencia entre los precios de contado en las dos fechas, es tan pequeña, que la liquidación del warrant no nos compensa la pérdida sufrida en la cartera.

¿Qué ocurriría si a lo largo de este mes la acción de Santander cayera al precio de 3 euros? En este caso nuestra pérdida en la cartera sería de (3 – 5,050) x 1000 = 2050 euros. Y la liquidación del warrant sería de (5 – 3) x 1000 = 2000 euros. De esta manera, en este segundo supuesto, nuestra pérdida se reduciría a 50 euros más el coste de la compra de los warrants, lo que suma un total de 310 euros, frente a una pérdida de 2050 euros en el caso de no cubrirnos, a lo que habría que añadirle los costes por operar.

Operación de especulación

En nuestro segundo ejemplo planteado buscábamos obtener beneficio de la variación en el precio del warrant en un periodo determinado. Para ello lo que hicimos fue adquirir 2.173 warrants cuyo activo subyacente es el Ibex35, esto nos costó un total de 999,58 euros (más costes de operar), lo que nos supuso 0,46 euros por warrant.

Al cierre del mercado de ayer 22 de julio, este warrant cerró al precio de 0,47 euros. Esto hace que el resultado de nuestra operación al venderlo sea de (0,47 – 0,46 ) x 2173 = 21,73 euros. A esto habría que descontarle los costes por operar.

Por lo que hemos visto este mes la bolsa no se ha comportado de forma excesivamente violenta, lo que ha hecho que los precios de los activos subyacentes de los warrants con los que hemos operado no hayan cambiado demasiado. Esto ha provocado que nuestros resultados sean, a pesar de positivos, muy moderados.

¿Te apetece contarnos los resultados en tus operaciones con warrants?

Archivado en Banca, Inversiones, Mercado Secundario, Mercados financieros, Rincón del Inversor, Warrants
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (11)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs